Sala de Prensa Tecnológica/ La Rueda Prensa/ Por Armando Cedeño G 


En Venezuela se encuentra la mayor parte de una cumbre que ha cautivado a todo tipo de personas. Tanto exploradores, novelistas, geólogos o turistas han sucumbido a su belleza natural. Se trata del Monte Roraima.

Lleno de magia y mitos, además de ser clave para entender el desarrollo geológico de la Tierra; el monte Roraima es un tipo de montaña cuya cima es relativamente plana, conocida como tepuy.

Cerca de 115 tepuyes conforman la Gran Sabana venezolana. De entre ellos, con una altura de 2.810 metros sobre el nivel del mar, se alza Roraima como el tepuy más grande de toda Sudamérica. La cima de Roraima es una meseta que comprende un área de 31 kilómetros cuadrados bordeados por acantilados de 400 metros de caída. En la cima de Roraima, viven más de tres mil especies de plantas autóctonas que no existen en ninguna otra parte del mundo.

El monte Roraima se encuentra ubicada al sureste del Parque Nacional Canaima, y forma parte de la cadena de montañosa del Pakaraima. Por su tamaño, el monte Roraima es compartido con el territorio brasileño, precisamente en el estado Roraima. Aún así, más del 90 % es venezolano.

Explorar tepuyes no es tarea sencilla (en su mayoría es imposible subir), sin embrago Roraima es de los pocos que pueden ser ascendidos mediante una rampa natural pegada a su pared vertical. Esta rampa o pendiente llena de vegetación surca parte de los acantilados hasta llegar a la cima.



Origen mitológico de Roraima

Para los indigenas pemones, nativos de la zona, Roraima era un enorme árbol que contenía todas las frutas del mundo. Pero este árbol fue cortado, y con el suceso se desencadenaron terribles inundaciones.

Fauna y flora

En el monte Roraima habita una gran diversidad de especies animales y vegetales únicas en el mundo debido a lo aislado de la zona. Se estima que la gran mayoría de esas especies no han sido registradas por la ciencia. Incluso, hay espacio aún inexplorados, debido al complicado acceso al área. En ciertas circunstancias sólo se puede acceder mediante Helicóptero.

Las diversas especies han evolucionado por su propia cuenta. Alrededor del 35 % de las especies no pueden encontrarse en ningún otro lugar. Entre las especies endémicas más importante se encuentran los helechos, cigarras, ranas, artrópodos, entre otros.

Es impresionante la variedad de plantas carnívoras en la región. La cima de Roraima es hostil para la mayoría de las plantas. El frío debido a la altura, humedad y lluvias frecuentes despiden la mayor parte de la tierra fértil, exhibiendo el lecho rocoso al desnudo. En este tipo de ambiente es difícil absorber nutrientes del suelo. Debido a estas razones, las plantas carnívoras se han adaptado a extraer sus nutrientes de los insectos, logrando así extenderse por la cima de la meseta.

Como curiosidad, las ranas negras de Roraima están más emparentada genéticamente con ranas africanas que con otras del continente americano. Esto es debido a que en el pasado geológico de la Tierra, Sudamérica y África comprendían una única masa de tierra.

Geología y morfología

Con dos mil millones de años, Roraima se encuentra entre las formaciones rocosas más antiguas del planeta. Esta “montaña sin punta” o “isla del cielo” única en el mundo, tiene un pasado asombroso. Se piensa que por su extraña formación geológica esconde claves para entender el origen y la evolución de la vida en la Tierra.
El origen de está región se remonta a unos mil setecientos millones de años en el pasado. Los tepuyes están constituidos en su mayor parte por cuarcita, un tipo de roca metamórfica con alto contenido de cuarzo, poco soluble en el agua. En el pasado las cimas planas de las mesetas estaban conectada en una única extensa llanura.

Ciento cincuenta millones de años en el pasado, levantamientos del terreno ocasionados por la separación del súper continente Pangea, permitió la entrada de masas de agua proveniente del que se convertiría en el océano atlántico. El agua tuvo el tiempo suficiente para erosionar el terreno. Las partes más blandas de piedra arenisca fue barrida, dejando únicamente las zonas más sólidas.

Roraima en la cultura popular

Roraima ha sido fuente de inspiración para multitud de escritores y cineastas. Esa tierra fue la inspiración de Arthur Conan Doyle para escribir El Mundo Perdido. Otras cintas como “Up” de Disney o “Jurassic Park” tomaron fuerte inspiración de la localidad.

El primer europeo en llegar a la zona fue Sir Walter Raleigh en 1596. Pero no sería hasta 1884 que Sir Everard Im Thurn llegaría a la cima.


 

 

 

 

 

Por laruedaprensa.com

En laruedaprensa.com desarrollamos nuestro contenido respetando los derechos de autor. Citamos la fuente y defendemos el periodismo tecnológico. Los contenidos redactado por nuestros periodistas y colaboradores llevan su crédito en autoría. No al plagio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!